El ayuntamiento no percibe la asignación de los Tributos del Estado desde el mes de mayo por no presentar la liquidación en tiempo y forma según establece la Ley de Economía Sostenible.
Esta ley obliga a las entidades locales a presentar la liquidación mensual a condición de no ver 'cortado el grifo' estatal.
 Si no se cumple, Hacienda retiene la entrega a cuenta de la participación en los Tributos del Estado, un importante ingreso para las arcas de los municipios.